Version classiqueVersion mobile

Antes

 | 
Stéphen Rostain
, 
Geoffroy de Saulieu

Introducción

Texte intégral

Río en la Amazonía ecuatoriana

1La llegada del hombre a la Amazonía hace más de 12 000 años, marca el inicio de fenómenos sociales esenciales, creaciones artísticas únicas e invenciones de técnicas primordiales. Muchas de estas prestigiosas innovaciones no provinieron, como se piensa aún con demasiada frecuencia, de Los Andes ni tampoco de la costa, sino de las tierras tropicales bajas de la Amazonía.

Mapa de las tres regiones naturales del Ecuador

2Durante largo tiempo se creyó que Los Andes y la costa del Pacífico fueron los centros de invenciones culturales para toda América del sur. Se les atribuyó la domesticación de las plantas y de los animales, el descubrimiento de la cerámica y de la metalurgia, la creación de un sistema religioso complejo, de la centralización política y de la estratificación social, opinión difusionista defendida en especial por la norteamericana Betty Meggers, iniciadora de la arqueología amazónica. Según esta visión dualista en donde Los Andes eran igual a Cultura y Tierras Bajas igual a Naturaleza, toda innovación hallaba necesariamente su origen en la sierra. Partiendo de esto, Betty Meggers sostenía que las sociedades complejas bajaron de Los Andes a la Amazonía. Explicaba entonces su decadencia por la pobreza del medio natural al cual no lograron adaptarse. Siguiendo un determinismo ecológico estricto, afirmaba que las tierras bajas estériles provocaron el estancamiento cultural de los habitantes de la Amazonía. Deducía de ello, la decadencia de las sociedades complejas precolombinas de la isla de Marajó, las mismas que al no soportar las condiciones desfavorables, habrían periclitado luego de su llegada.

3Sabemos hoy en día que la realidad es mucho más matizada que esto y que la Amazonía, lejos de ser una tierra de degeneración cultural fue, al contrario, un centro múltiple de invenciones tecnológicas y socio culturales, proviniendo en gran parte de ella, innovaciones tan esenciales como la domesticación de plantas y la agricultura, la arquitectura en tierra o piedra y la cerámica e iconografía mitológica. En esta Amazonía, por ejemplo, la agricultura aparece hace 6000-4000 años. Antes, por supuesto, se debieron domesticar las plantas, proceso que se realizó con frecuencia en el bosque tropical. Así, un maíz recogido en el lago Ayauchi en la provincia de Morona-Santiago en Ecuador, dio una fecha no calibrada de 3300 a. C (4000 a.C. edad calibrada).

4Se encuentran también sitios muy antiguos con monumentalidad de piedra, como es el caso del impresionante asentamiento de Santa Ana-La Florida, ubicado en el extremo sur de la Amazonía ecuatoriana, con fechas de 3000-2000 a.C. y compuesto por estructuras de piedra redondas u ovaladas. Su construcción principal forma una espiral que termina en un gran fogón central, lo que nos permite pensar en la realización de actividades ceremoniales en el lugar. Se hallaron igualmente artefactos excepcionales y muy elaborados como amuletos de piedra, perlas de turquesa, botellas con asa y cuencos de piedra pulida y esculpida. El uso del cacao en el lugar fue comprobado, demostrándose así que esta planta era cultivada en Amazonía más antiguamente que en México y Guatemala.

Selva amazónica por un pintor de Tigua

5En la Amazonía, a más de la arquitectura de piedra, ciertas comunidades precolombinas edificaron notables estructuras monumentales de tierra (Rostain 2012b). Unas de las obras más antiguas conocidas son aquellas ubicadas en la alta Amazonía ecuatoriana, al pie de Los Andes. Hace más de dos milenios, algunos grupos humanos comenzaron a construir montículos de tierra a lo largo del barranco que domina el río Upano. Se trata de docenas de complejos cuya característica excepcional es su organización siguiendo un modelo espacial recurrente. Esta extensión y cantidad de montículos corresponde sin duda a una gran demografía y a un desarrollo socio-político relevante.

6Otro descubrimiento amazónico es la cerámica, la misma que no fue difundida como se creía, desde la Sierra hacia la Amazonía, sino que fue inventada localmente. Más aún, aparece en el medio Amazonas hace más de 7000 años, es decir 1500 años antes de Valdivia en la costa ecuatoriana del Pacífico, considerada hasta no hace mucho como su cuna sudamericana.

7Gracias a la cerámica, se desarrollaron en el bosque tropical muchos motivos y símbolos que se exportaron a Los Andes. Tal es el caso de la iconografía del jaguar que se encuentra en el arte de la cultura andina de Chavín en el Perú (1000-200 a.C.). Se observan muchos elementos fundadores de esta cultura en el sitio de Santa Ana-La Florida, cuya fecha es de 3000-2000 años a.C.

8La arqueología ha comprobado recientemente el rol esencial que la Amazonía cumpliera en el pasado en el desarrollo humano de América del Sur. Los descubrimientos arqueológicos se han revelado extraordinarios aunque continúan siendo poco difundidos o desconocidos. El objetivo de este libro es presentar un panorama de los conocimientos actuales del pasado precolombino de una parte del bosque tropical más grande del mundo, la Amazonía ecuatoriana.

Table des illustrations

Légende Río en la Amazonía ecuatoriana
URL http://books.openedition.org/irdeditions/docannexe/image/18000/img-1.jpg
Fichier image/jpeg, 238k
Légende Mapa de las tres regiones naturales del Ecuador
URL http://books.openedition.org/irdeditions/docannexe/image/18000/img-2.jpg
Fichier image/jpeg, 212k
Légende Selva amazónica por un pintor de Tigua
URL http://books.openedition.org/irdeditions/docannexe/image/18000/img-3.jpg
Fichier image/jpeg, 435k

© IRD Éditions, 2013

Conditions d’utilisation : http://www.openedition.org/6540

Acheter

Volume papier

IRD Éditions
Rechercher dans OpenEdition Search

Vous allez être redirigé vers OpenEdition Search