Version classiqueVersion mobile
OpenEdition Books

En el cruce de caminos

 | 
Montserrat Ventura i Oller

Nota sobre la transcripción del tsafiki

Texte intégral

1Las primeras transcripciones de palabras tsafiki las debemos a los etnólo gos que pasaron cortas temporadas con los Tsachila a finales del siglo xix y principios del xx. Los vocabularios aportados por Henri Beuchat y Paul Rivet (1907, 1910), y Otto Von Buchwald (1922) sobre todo, sirvieron a Jacinto Jijón y Caamaño (1941) para sus síntesis, pero la transcripción adolecía por aquel entonces de una considerable dispersión de criterios. La primera tentativa de normalizar la escritura del tsafiki desde el punto de vista lingüístico se debe a Bruce Moore, del Instituto Lingüístico de Verano (ILV) que, además de los textos de carácter científico (1962), ela boró un diccionario (1966), y bajo la rúbrica del ILV editó colecciones de mitos (1978, 1982a) y publicó cuadernos para la alfabetización (1963, 1980, 1982b, 1990). Más tarde, los responsables de la Educación Bilin güe Tsachila decidieron publicar sus materiales didácticos (1990, 1992, 1996), entre otros, un diccionario ilustrado (2003), siguiendo otros crite rios ortográficos que incluían, además, el acercamiento de la escritura autóctona a la grafía del castellano con miras a facilitar el aprendizaje de los niños. Un tercer criterio apareció bajo la égida del proyecto “Idiomas vernáculos” del Museo de Antropología del Banco Central de Ecuador dirigido por Robert L. Mix, que buscaba el acercamiento de la ortografía al sistema fonético internacional. Los criterios utilizados por este proyec to están presentes en las colecciones de mitos editadas bajo el auspicio del Banco Central de Ecuador: Calazacón y Oranzona (1982), Calazacón et al. (1985) y Mix (1982). Por último, la investigación lingüística llevada a cabo por Connie S. Dickinson (cf. Dickinson, 2000 y 2002), sirvió para profundizar en la morfología de la lengua y proponer una norma que si gue siendo objeto de debate entre los sectores implicados, especialmente de la Dirección de la Educación Bilingüe, la Gobernación Tsachila y los especialistas. En espera de una decisión formal de los representantes tsa chila, y teniendo en cuenta la aceptación progresiva de los Tsachila que trabajan en transcripciones de textos autóctonos, he seguido la ortografía fijada por Pikitsa. Pikitsa es un equipo de trabajo sobre la lengua forma do por investigadores tsachila coordinados por Alfonso Aguavil bajo la dirección lingüística de Connie S. Dickinson. El equipo ha elaborado hasta ahora un diccionario en vías de finalización cuya primera versión me fue facilitada amablemente por los autores. Pikitsa también ha trans crito y traducido de manera muy rigurosa un importante corpus de narra ciones, entre ellas, algunas de las que yo misma he recogido y a las que hago referencia a lo largo del libro.

© Institut français d’études andines, 2012

Conditions d’utilisation : http://www.openedition.org/6540

Acheter

Volume papier

amazon.fr