Version classiqueVersion mobile
OpenEdition Books

Villes et territoires dans le bassin du Douro à l’Époque romaine

 | 
Milagros Navarro Caballero
, 
Juan José Palao Vicente
, 
Maria Ángeles Magallón Botaya

Corpus de ciudades romanasen el valle del Duero

Saldania

Texte intégral

I. Introducción

— Nombre antiguo de la ciudad: Saldania.

— Nombre actual de la ciudad: Saldaña.

Coordenadas geográficas: 42º 31’ 00” N-04º 43’ 00” W.

— Coordenadas U.T.M.: X = 358977.271 / Y= 4708656.254.

— Coordenadas geográficas de Ptolomeo: 42º 20’N-9 ° 0’W (Eldana).

— División administrativa romana: prouincia Hispania Citerior. conuentus Cluniensis. dioecesis Hispaniarum. prouincia Gallaecia.

— División administrativa actual: Saldaña (Palencia). Castilla y León. España.

— Origen del asentamiento: núcleo urbano sobre asentamiento prerromano.

II. Fuentes

A - Literarias

1Ptol. 2.6.49. FHA, IX, 194,238, 281,308.

B - Epigráficas

2CIL, II, 2670; Cortés Álvarez de Miranda, J. (1975): “Algunas piezas de arqueología romana de Saldaña”, Sautuola, 1, 200-201; Gómez Moreno, M. (1925): Catálogo monumental de España. Provincia de León, Madrid, 26; Navarro García, R. (1939): Catálogo monumental de la provincia de Palencia, III. Partidos de Cervera de Río Pisuerga y Saldaña, Palencia, 25; Rodríguez Fernández, J. (1958): “Inscripciones árabes del castillo de Saldaña (Palencia)”, AL, 12, no 23, 43-51; Sagredo San Eustaquio, L. et S. Crespo Ortiz de Zárate (1978): “Epigrafía romana de la provincia de Palencia. Estudio social, análisis antroponímico y corpus de inscripciones”, PITTM, 40,135 (no 84), 169, 183 (no 89); Vives Gatell, J. (1972): Inscripciones latinas de la España Romana, Barcelona, 450 (no 4827).

C - Numismáticas

3Franco Fernández, M. et al. (1987): “Hallazgos monetarios de La Morterona, Saldaña (Palencia)”, in: Narganes 1987, t. I, 603-628; Heiss, A. (1978): Descripción general de las monedas de los reyes visigodos de España, Madrid, 65; Magide, M. (1956-1961): “Inventario nacional de sitios arqueológicos: romano”, NAH, 5,274; id. (1963): “Inventario nacional de sitios arqueológicos: romano”, NAH, 7,260; Mateu Llopis, F. (1944): “Hallazgos monetarios III”, Ampurias, 6, 222-225; id. (1936): Catálogo de las monedas previsigodas y visigodas del Museo Arqueológico Nacional, Madrid, 299-300; Tovar Llorente, A. (1989): Iberische Landeskunde: Tarraconensis, III, Baden-Baden, 345.

III. Ciudad

1 - Descripción física e histórica

4En Saldaña, en el Alto de la Morterona junto al río Carrión, se localiza un importante núcleo de población hispanorromano, en un área donde ya existía un asentamiento prehistórico (restos constructivos, cerámica y fíbulas de la II Edad del Hierro). Se trata de un poblado indígena romanizado –según algunos autores, la Eldana vaccea de Ptolomeo– con continuidad en época visigoda y en la Edad Media.

5Este núcleo urbano parece que tuvo una vida floreciente entre la segunda mitad del s. i p.C. y la primera del s. ii p.C., según indican los hallazgos arqueológicos (monedas, epígrafe, TSH, canalización de agua). Durante el Bajo Imperio, diversos sectores de la ciudad no se habitan, algunas estructuras se encuentran en desuso y se produce el cambio de función de algunas áreas urbanas. La continuidad queda manifiesta por la confirmación de ocupaciones de época visigoda.

6El nombre de Saldaña aparece citado en época antigua con la referencia a un Saldaniesis; ya en época tardía, Leovigildo acuña monedas con el reverso SALDANIA IVSTVS. Posteriormente, Recaredo, Viterico, Suintila, Chintila y Chindasvinto utilizarán la misma ceca.

2 - Planta de la ciudad

Perímetro

7El perímetro marcado por el recinto murado de época augustea no parece variar durante los s. ii-iii p.C., aunque los materiales que se han estudiado corresponden a zonas concretas del núcleo –pozos– y no a verdaderos niveles de ocupación. En el Bajo Imperio, la zona habitada del núcleo hispanorromano se redujo.

Retícula urbana

8Las viviendas romanas se disponen a lo largo de estrechas calles rectilíneas, que forman parte de una ordenación reticular.

IV. Aspectos arqueológicos

1 - Arquitectura pública y religiosa

Necrópolis bajoimperial

9En la zona de Las Ánimas, en la ladera este del poblado de Saldaña, se ha localizado una importante necrópolis de la que se conocen treinta enterramientos de inhumación. La mayoría de las tumbas se encuentran orientadas NO-SE y otras tienden a N-S. Los esqueletos se encontraban en posición decúbito supino, con los brazos sobre el abdomen o paralelos al tronco.

10Se documentaron tres tipos de inhumaciones: 1) fosa excavada en la tierra donde se sitúa el ataúd, rellena de tierra y guijarros; 2) fosa delimitada por tejas que cubrían, en doble vertiente, el sarcófago de madera; 3) las fosas se encuentran delimitadas por un revestimiento de piedras, configurando una especie de cista. Presentaban un ajuar muy variado (recipientes de cerámica, TSHT, vidrios, armas, broches y placas de cinturón, botones de bronce). Cronología: época bajoimperial.

Necrópolis visigoda

11En época visigoda, las necrópolis que hasta ese momento se encontraban extramuros de la ciudad pasan a invadir zonas que anteriormente correspondían al núcleo urbano. En el interior del poblado, en la zona de El Cuerno, se documentó una necrópolis fechada en el s. vi p.C., que va a convertir a los restos de la muralla y al edificio del s. iv p.C. hallado en este lugar, en una zona de enterramiento.

12Se documentaron hasta veintiocho sepulturas, con orientación diversa, aunque predominando N-S y E-O, aunque a veces SO-NE. Las inhumaciones se realizan tanto en fosa, en cajas de madera, como en cista. Los ajuares son únicamente objetos de adorno personal; entre los materiales arqueológicos localizados se encuentran: anillos, hebillas, collar. Dentro del relleno de estas fosas se localizaron fragmentos de TSHT, que se fecharon hacia finales del s. iv e inicios del s. v p.C. Cronología: necrópolis que parece datar de época visigoda.

2 - Arquitectura doméstica

13Los tipos de viviendas localizados en Saldania son de varios estilos, dependiendo de la época a la que corresponden. Viviendas tardoceltibéricas: documentadas a partir de las improntas de los postes, sufrieron importantes alteraciones en época romana. Viviendas romanas: en época altoimperial, las casas presentan cimientos de piedra, tienen estancias rectangulares adosadas, aunque existen casos de espacios porticados.

Cuernos Pequeños

14En el sector denominado “Cuernos Pequeños” se han hallado estructuras domésticas, junto con pavimentos de mortero y arcilla. Entre los materiales localizados hay que destacar: TSG, TSH, cerámica engobada y monedas. Los muros se construyeron a partir de zanjas de paredes verticales, que luego se rellenan con hiladas de cantos de río alternadas con capas de barro; la anchura de los muros es muy variada. Tanto por la anchura de los muros como por la imbricación de algunas estructuras se ha deducido que se produjo una edificación progresiva de las estructuras de E-O.

15Las estructuras localizadas parecen ser estancias de forma cuadrangular, que se disponen a ambos lados de un estrecho pasillo o callejón orientado de E-O. Los suelos de las habitaciones eran de guijarros trabados con arcilla, mientras que el del patio y el callejón estaban formados por guijarros unidos con mortero calizo y recubiertos por un firme de argamasa de cal. Cronología: las estructuras de esta construcción se han fechado en época altoimperial.

Los Cuernos

16En la zona intramuros de “Los Cuernos” se halló un conjunto de una veintena de hoyos, de los cuales una parte correspondía a postes de viviendas, mientras que otros son pozos de funcionalidad diversa, donde aparecieron restos faunísticos y cerámica. En esta área se localizó una edificación rectangular; de ella se conocen dos estancias, cuyos muros presentan un zócalo de tierra y cal sobre el cual, probablemente, iría un paramento de adobe o tapial.

17Cronología: esta construcción se superpone a un pozo del s. iii p.C. y, a la vez, es cortada por unos enterramientos del s. vi p.C.

3 - Arquitectura defensiva: murallas

18El poblado de Saldania se encontraba reforzado por un sistema de defensa, fechado en época augustea, y estaba formado por una muralla y un foso. Presentaba, además, torres cuadradas acusadas al interior, que se disponían a intervalos. Durante el Bajo Imperio, la muralla ya no cumple su función defensiva y, de este modo, sobre el antiguo foso se acomodan varias tumbas de una necrópolis de esta época.

19La muralla presenta un zócalo formado por gruesos guijarros. En el interior se encuentra reforzada por tierra. Además, se han interpretado como torres cuadradas acusadas al interior, una serie de alineamientos de cantos de 2,5 por 2,5 m. Esta estructura defensiva se ve complementada por un talud de 60º, junto al cual se encuentra un foso de perfil en “V”. Éste presenta una anchura de 3,96 m y una profundidad de 3,08 m; en el fondo del foso aparecieron clavadas diversas estacas, en posición vertical. Este foso es colmatado en el s. i p.C. en muy poco tiempo. El material cerámico aparecido (tradición indígena, paredes finas, común romana, TS sudgálica, TSH) fecha el final del relleno del foso, hacia el tercer cuarto del s. i p.C. Cronología: tradicionalmente se ha venido fechando la fortificación dentro de la época augustea.

4 - Otros

Canalización de agua

20Al este de Saldania, a unos 200 m, se documentaron restos de una canalización de agua formada por tubos cerámicos cilíndricos, con una pestaña para encajar con el siguiente e inscritos en una caja de ladrillo.

Pozo en el área de Los Cuernos

21Este pozo se ha fechado en el s. iii p.C., gracias al hallazgo de una moneda de Claudio II el Gótico. Presentaba unas dimensiones de 0,85 m de ancho y 3,20 m de profundidad. En él aparecieron numerosos materiales comunes, pero destacaban diversos vasos de TSH lisa.

5 - Materiales

22El núcleo de Saldania ha aportado numeroso material arqueológico, entre el que cabe citar: restos constructivos, cerámica (II Edad del Hierro, tradición indígena, común romana, TSG, TSH, TSHT), fíbulas, monedas, epígrafes, objetos de bronce y hueso, pinturas murales, pozos tardoimperiales, hornos y testares medievales.

Bibliographie

V. Bibliografía

Abásolo Álvarez, J. A. (1993): “La ciudad hispanorromana en la submeseta norte”, in: Bendala 1993, 203-204; id. (1999): “La ciudad romana en la meseta norte durante la antigüedad tardía”, in: García & Rascón 1999, 94; Abásolo Álvarez, J. A. et al. (1984): Excavaciones en el yacimiento de La Morterona. Saldaña (Palencia), Palencia; id. (1996): “Sobre algunas guarniciones de cinturón tardorromano de presumible carácter militar”, in: Spania: estudis d’antiguitat tardana oferts en homenatge al professor Pere de Palol i Salellas, Barcelona, 25-36; Almagro Basch, M. (1960): “La Edad del Hierro en la Península Ibérica”, in: Almagro 1960, t. I, 851 (fig. 925); Balmaseda Muncharaz, L. J. (1990): “El territorio palentino en época romana”, in: González 1990, t. I, 94; Bohigas Roldán, R. (1987): “Las cuevas artificiales del cerro del Castillo”, in: Narganes 1987, t. II, 573-586; id. (1989): “El alfar medieval de “Cuernos pequeños”, Alto de la Morterona (Saldania, Palencia)”, in: Calleja 1990, t. I, 221-241; Bohigas Roldán, R. et P. M. Sarabia Regina (1989): “Una fecha de C-14 del Castillo de Saldaña: precisiones en torno a su construcción”, in: Calleja 1990, t. I, 555-561; Camón Aznar, J. (1954): Las artes y los pueblos de la España primitiva, Madrid, 761; Cortés Álvarez de Miranda, J. (1975): “Algunas piezas de arqueología romana de Saldaña”, Sautuola, 1, 199-203; id. (1982): “Terra sigillata decorada de Saldaña”, Sautuola, 3, 175-220; Curchin, L. A. (1996): “Ptolemy and the lost city of Eldana”, Hermes, 124,123-127; id. (2004): The Romanization of Central Spain, Londres-Nueva York, 89-90,164, 229; Delibes de Castro, G. (1975): “Piezas del Bronce Final, procedentes de Saldaña, en el Museo Arqueológico Provincial de Palencia”, Sautuola, 1, 149-159; Fatás Cabeza, G. et al., eds. (1993): Tabula Imperii Romani. Hoja K-30: Caesaragusta, Clunia, Madrid, 194-195; Fernández Noguera, M. L. (1945): “Gladiador romano en bronce”, MMAP, 6, 90 (lám. XXXIII, I); Franco Fernández, M. et al. (1987): “Hallazgos monetarios de La Morterona, Saldaña (Palencia)”, in: Narganes 1987, t. I, 603-628; García Merino, C. (1975): Población y poblamiento en Hispania romana. El Conuentus Cluniensis, Valladolid, 61, 271; García Rozas, R. et al. (1987): “Tres panteras de bronce y una figura de gladiador procedentes de Paredes de Nava y Saldaña”, in: Narganes 1987, t. I, 573-586; García y Bellido, A. (1949): Esculturas romanas de España y Portugal, Madrid, 443-444, (no 470); t. II (lám. 327); Gómez Moreno, M. (1925): Catálogo monumental de España. Provincia de León, Madrid, 26; Gómez Santa Cruz, J. (1993): La Meseta superior hispana durante la época Antonina, Valladolid, 126-127, 176, 207, 244, 255, 257; Heiss, A. (1978): Descripción general de las monedas de los reyes visigodos de España, Madrid, 65; Herrero y Martínez de Azcoitia, G. (1969): “Las fíbulas con cabeza de caballo del Museo Arqueológico Provincial de Palencia”, BSAA, 34-35, 321-322; Iglesias Gil, J. M. (1976): Epigrafía cántabra. Esteometría, decoración, onomástica, Santander, (estela addenda no 15); Juan Tovar, L. C. et al. (1995): “Un vertedero del s. iv p.C. en Relea (Saldaña). Campaña, 1985”, in: Calleja 1995, t. I, 381-400; Lión Bustillo, M. C. (1990): “Excavaciones arqueológicas de urgencia: Saldaña (Palencia)”, Numantia, 3, 278; id. (1993): “Excavaciones programadas: Saldaña (Palencia)”, Numantia, 4, 330; id. (1994): “Intervenciones preventivas y de urgencia/Intervenciones subvencionadas Saldaña (Palencia)”, Numantia, 5,281, 285; Macho Tomé, A. (1893): Reseña de los productos naturales y más especialmente de las plantas medicinales espontáneas en el Partido Judicial de Saldaña, Valladolid; Magide, M. (1956-1961): “Inventario nacional de sitios arqueológicos: romano”, NAH, 5, 274; id. (1963): “Inventario nacional de sitios arqueológicos: romano”, NAH, 7, 260; Maluquer de Motes Nicolau, J. (1954): “Pueblos celtas: la cultura material de los celtas”, in: Menéndez 1954, t. I. 3,118; Mateu y Llopis, F. (1936): Catálogo de las monedas previsigodas y visigodas del Museo Arqueológico Nacional, Madrid, 299-300; id. (1944): “Hallazgos monetarios III”, Ampurias, 6, 222-225; Navarro García, R. (1939): Catálogo monumental de la provincia de Palencia, III. Partidos de Cervera de Río Pisuerga y Saldaña, Palencia, 25-27; Peñil Mínguez, J. (1987): “El testar medieval de Saldaña (Palencia): Camino de la Morterona”, in: II Congreso de arqueología medieval española, t. III. Madrid, t. III, 613-620; Pérez Rodríguez, F. (1989): “Nuevas investigaciones en torno a la antigua ciudad de Saldania”, in: Calleja 1990, t. I, 275-296; Pérez Rodríguez, F. et J. A. Abásolo Álvarez (1987): “Acerca de Saldania romana”, in: Narganes 1987, t. I, 559-571; Rodríguez Fernández, J. (1958): “Inscripciones árabes del castillo de Saldaña (Palencia)”, AL, 12, no 23, 38-51; Sagredo San Eustaquio, L. et S. Crespo Ortiz de Zárate (1978): “Epigrafía romana de la provincia de Palencia. Estudio social, análisis antroponímico y corpus de inscripciones”, PITTM, 40, 135 (no 84), 169,183 (no 89); San Valero Aparisi, J. (1946): “Joya de oro céltica en Saldaña”, Cuadernos de Historia Primitiva, I, 100-102 (lám. VI); id. (1957): “Sortija de oro de la ciudad de Elche”, IV CNA, Zaragoza, 147-148 (fig. 3); Schüle, W. (1969): Die Meseta-Kulturen der Iberischen Halbinsel, Berlín, 295 (lám. 164,17); Schulten, A. (1905): RE, 5.2, s.v. Saldania, col. 2243; Tovar Llorente, A. (1989): Iberische Landeskunde: Tarraconensis, III, Baden-Baden, 345; Vives Gatell, J. (1972): Inscripciones latinas de la España Romana, Barcelona, 450 (no 4827).

© Ausonius Éditions, 2007

Conditions d’utilisation : http://www.openedition.org/6540