Version classiqueVersion mobile
OpenEdition Books

El dibujo arqueológico

 | 
Françoise Bagot

Índice de figuras

Texte intégral

1Fig. 1- Definiciones de los elementos que constituyen una forma 26

2Fig. 2- Línea de plano intermedio de un cuerpo carenado 26-27

3Fig. 3 - Vistas complementarias de la forma general 28-29

4Fig. 4 - Simplificación geométrica de una forma irregular 30

5Fig. 5- Formas incompletas reconstruidas 30-31

6Fig. 6- Reconstitución de las partes faltantes de una vasija 32-33

7Fig. 7- Las fracturas de una forma completa no se dibujan 33

8Fig. 8- Cómo completar perfiles de formas con tepalcates 34

9Fig. 9- Reconstrucción parcial de formas: cuellos y bases 35

10Fig. 10- Disposición arbitraria de varios tepalcates dispersos de una misma forma 36

11Fig. 11- Representación arbitraria de las fracturas 36

12Fig. 12- Representación de las fracturas tal como están 36

13Fig. 13- La estética en los dibujos arqueológicos 38

14Fig. 14- Los instrumentos de medición 39

15Fig. 15- Las medidas no toman en cuenta las deformaciones de bordes 40

16Fig. 16- Medición de las alturas con el escalímetro 40

17Fig. 17- Medición de las alturas con escuadra y regla 41

18Fig. 18- El trazo de las medidas en el papel 41

19Fig. 19- Medición de los diámetros 41

20Fig. 20- Cálculo de diámetros irregulares 42

21Fig. 21- Medición de perfil con el conformador o peine 42

22Fig. 22- Cómo se utiliza el conformador 43

23Fig. 23- Perfiles reconstruidos 43

24Fig. 24- Definición del corte 44

25Fig. 25- Medición de los espesores 45

26Fig. 26- La precisión en la medición de los espesores 46

27Fig. 27- La precisión en el dibujo de los labios de las vasijas y de los relieves 47

28Fig. 28- Medición del espesor de los fondos con el calibrador 47

29Fig. 29- Medición del espesor de los fondos con el conformador 48

30Fig. 30- Reconstitución de espesores 48

31Fig. 31- Suposición de espesores 49

32Fig. 32- Radiografía para mostrar el espesor de una pieza: guerrero con mazo, asa-vertedera, cultura Mochica, Fase IV, barro 49

33Fig. 33- Corte que se dibuja al lado de la forma general, por mitad, con indicación del eje 50

34Fig. 34- Corte que se dibuja al lado de la forma general, sin indicación del eje 51

35Fig. 35- Otra solución para dibujar corte-perfil 51

36Fig. 36- Forma compleja con su corte al lado 52

37Fig. 37- Varios cortes explicativos de una forma 52

38Fig. 38- Formas disimétricas 53

39Fig. 39- Bordes irregulares 53

40Fig. 40- Utilización de las fotografías 55

41Fig. 41- Emplazamiento de una sola adjunción 56

42Fig. 42- Corte completo de una forma con una sola adjunción 57

43Fig. 43- La medición del espesor de una adjunción 57

44Fig. 44- Adjunción que no muestra su espesor real en el corte 58

45Fig. 45- Una adjunción decorada y su vista explicativa 59

46Fig. 46- Agarradera horizontal 60

47Fig. 47- Asa-estribo 60

48Fig. 48- Asa-estribo y vertedero 60

49Fig. 49- Soporte circular y pedestal 61

50Fig. 50- Emplazamiento de dos adjunciones .61

51Fig. 51- Dos agarraderas en posición disimétrica 62

52Fig. 52- Dos agarraderas, una de ellas rota 62

53Fig. 53- Cómo representar el corte de una agarradera horizontal; a,c) buen dibujo; b) mala representación 63

54Fig. 54- Emplazamiento de tres adjunciones 63

55Fig. 55- Tercer soporte en posición frontal 64

56Fig. 56- Representaciones erróneas de tres elementos 64-65

57Fig. 57- Emplazamiento de cuatro adjunciones 66

58Fig. 58- Cuatro elementos: desplazamiento del eje 67

59Fig. 59- Errores en la representación de cuatro elementos 68

60Fig. 60- El tepalcate que incluye una adjunción 68

61Fig. 61- El tepalcate con adjunción que se dibuja en la forma general 69

62Fig. 62- Corte y espesor de las adjunciones 69

63Fig. 63- Supuesta posición de un soporte 70

64Fig. 64- Cálculo del espesor de los soportes huecos 70

65Fig. 65- Suposición de espesor de los soportes huecos 70

66Fig. 66- Reconstitución parcial de formas 71

67Fig. 67- Cortes dibujados con la medida de los diámetros en cifras 72

68Fig. 68- Utilización del tepalcatómetro 72

69Fig. 69- Medición de un tepalcate con inclinación de cuerpo hacia adentro del círculo de borde a partir del punto b 73

70Fig. 70- Medición de un tepalcate con inclinación de cuerpo hacia adentro del círculo de borde a partir del punto b' 74

71Fig. 71- Indicación de la medida del diámetro en el dibujo del tepalcate con su numero 74

72Fig. 72- Indicación de la medida del radio en el dibujo del tepalcate 74

73Fig. 73- Representación corte-perfil de la medida del diámetro de la vasija 75

74Fig. 74- Medición de un tepalcate con una inclinación de cuerpo hacia afuera del círculo de borde 75

75Fig. 75- Tepalcate con un diámetro de cuerpo superior al medido a la altura de su fractura 76

76Fig. 76- Varios esquemas de medición de tepalcates 76

77Fig. 77- Disposición de los cortes de los tepalcates 77

78Fig. 78- Comparación de medidas de diámetros de los tepalcates 77

79Fig. 79- Alinear los planes de borde de los tepalcates 78

80Fig. 80- Cómo presentar series de cortes de tepalcates: reorganización de una página (b) 79

81Fig. 81- Tepalcate con un borde pequeño 80

82Fig. 82- Disposición de la vista exterior e interior de un tepalcate en relación a su corte 80

83Fig. 83- Tepalcate sin orientación calculable 81

84Fig. 84- Suposición de orientación de tepalcate 81

85Fig. 85- Representación de tepalcates con pared de acusada divergencia o convergencia 82

86Fig. 86- Placa de proyección de vidrio 82

87Fig. 87- Bases y fondos decorados 83

88Fig. 88- Tepalcates complejos 84

89Fig. 89- Utilización de las fotografías para mostrar las decoraciones de una vasija 90

90Fig. 90- Un dibujo tramado y la fotografía de la misma pieza 90

91Fig. 91- Motivo sencillo o complejo sobre una forma sencilla o compleja 91

92Fig. 92- Deformación de los motivos decorados con el volumen de la vasija 92

93Fig. 93- Motivo decorado sencillo repetitivo 92

94Fig. 94- Desplegado de una vasija cilindrica 93

95Fig. 95- Las fotografías en movimiento de Justin Kerr 93

96Fig. 96- Vasijas que se consideran cilindricas 94

97Fig. 97- Decoración situada en las paredes divergentes o convergentes del cuerpo de una vasija 95

98Fig. 98- El desplegado sin indicación de línea de perfil 96

99Fig. 99- El desplegado con indicación de línea de perfil 96

100Fig. 100- El desplegado cilindrico: su dibujo al lado de la forma general sin indicación del motivo decorativo en la forma general 97

101Fig. 101- El motivo decorado gana espacio a la izquierda del eje 97

102Fig. 102- Decoración interior, decoración exterior en un solo dibujo 98

103Fig. 103-Decoración interior repetitiva 98

104Fig. 104- Decoración poco visible sobre formas muy abiertas, formas

105planas o fondos 99

106Fig. 105- Representación de las decoraciones sobre formas muy

107abiertas, formas planas o fondos 100-101

108Fig. 106- Representación de motivos deformados por la perspectiva 102

109Fig. 107- Representación en plano de decoraciones hechas sobre superficies curvas o complejas 103

110Fig. 108- Desplegado lineal de formas globulares 104

111Fig. 109- Proyección cilindrica 104

112Fig. 110- Cálculo de la proyección cónica 105

113Fig. 111- Varios ejemplos de proyección cónica 106

114Fig. 112- Decoración compleja en formas complejas 107

115Fig. 113- Cuadros comparativos de motivos decorativos 108

116Fig. 114- ¿Cómo situar la vista exterior, el corte, la vista interior de un tepalcate? 110

117Fig. 115- Enderezar la posición del tepalcate para apreciar una decoración 111

118Fig. 116- Representación de los colores con tramas 112

119Fig. 117- Decoración monocroma que no se representa en tramado 13

120Fig. 118- Decoración monocroma representada con tramado 114

121Fig. 119- Pintura monocroma que cubre parcialmente una vasija 115

122Fig. 120- Simplificación en la representación de un color 115

123Fig. 121- Representación de un solo color, en este caso el rojo 116

124Fig. 122- Bicromía 117

125Fig. 123- Tricromía y policromía 118

126Fig. 124- No se representa el color de fondo de una vasija 119

127Fig. 125- La dificultad para escoger bien las tramas 119

128Fig. 126- Utilización de fotografías 120

129Fig. 127- La decoración en negativo 121

130Fig. 128- Negativo más color 122

131Fig. 129- Dificultad en ver el negativo sobre una pieza 122

132Fig. 130- Tratamiento de superficie: el pulido 123

133Fig. 131- Tratamiento de superficie: el alisado 123

134Fig. 132- Tratamiento de superficie: brillo sobre mate 124

135Fig. 133- Tratamiento de superficie: el engobado 124

136Fig. 134- El estucado 125

137Fig. 135- El modelado de la pasta 126

138Fig. 136- El raspado, estriado, escobillado 128

139Fig. 137- El acanalado 129

140Fig. 138- Decoración incisa o grabada 131

141Fig. 139- Decoración incisa fina, rasguño 132

142Fig. 140- Decoración incisa ancha y profunda 132

143Fig. 141- Interpretación de las incisiones 133

144Fig. 142- Decoración excisa, excavada o champlevé 134

145Fig. 143- Excisiones anchas y recortadas 135

146Fig. 144- Decoración impresa, punzonada 136

147Fig. 145- La precisión en los cortes de las decoraciones en hueco 137

148Fig. 146- Decoración en relieve: tratamiento de superficie 138

149Fig. 147- El pastillaje 139-140-141

150Fig. 148- El modelado 142

151Fig. 149- El sombreado de los motivos modelados 143

152Fig. 150- Decoración de media caña 144

153Fig. 151-El moldeado 145

154Fig. 152-Formas añadidas 146

155Fig. 153- La reconstitución de motivos incompletos por medio de líneas punteadas 147

156Fig. 154- La reconstitución de motivos incompletos por medio de trazos finos 148

157Fig. 155- La reconstitución de motivos complejos a partir de tepalcates 149

158Fig. 156- Varios tipos de decoración superpuestos en una misma vasija 150-151

159Fig. 157- El doblaje de las hojas de papel en pliegos 161

160Fig. 158- Las proporciones en una página 162

161Fig. 159- La presentación de los documentos en dobles páginas 165

162Fig. 160- Esquemas de diseño gráfico 165

163Fig. 161a- Un solo tamaño de encuadre para ilustraciones 166

164Fig. 161b- Un solo tamaño de encuadre para los textos y varios tamaños para las ilustraciones 167

165Fig. 161c- Variadas proporciones imágenes-textos en cada página 167

166Fig. 162-Modelos de doble página rediseñadas 168-169

167Fig. 163a-Láminas de ilustraciones 171

168Fig. 163b-Láminas de ilustraciones 172

169Fig. 163c-Láminas de ilustraciones 173

170Fig. 163d-Láminas de ilustraciones 174

171Fig. 163e-Láminas de ilustraciones 175

172Fig. 163f- Láminas de ilustraciones 176

173Fig. 163g- Láminas de ilustraciones 177

174Fig. 164- Evitar los dibujos imbricados como muñecas rusas 178-179

175Fig. 165a-Pocos dibujos en una lámina 181

176Fig. 165b- Un solo dibujo, demasiado grande, en una lámina 182

177Fig. 166- Demasiados dibujos en una lámina 183

178Fig. 167- Cómo reducir los tamaños de los dibujos originales 184

179Fig. 168- Varias escalas de dibujos en una misma lámina 185

180Fig. 169-Dibujo ampliado 186

181Fig. 170a,b- Dibujos como cuadros comparativos de formas completas .187

182Fig. 170c- Dibujos como cuadros comparativos de cuellos 188

183Fig. 170d- Dibujos como cuadros comparativos de soportes 188

184Fig. 170e- Dibujos como cuadros comparativos de tepalcates 189

185Fig. 170f- Dibujos como cuadros comparativos de decoraciones 189

186Fig. 171- Dar preferencia a la lectura vertical sobre la lectura horizontal de una lámina 190-191

187Fig. 172- Disparidad en los entintados según las reducciones 193

188Fig. 173- El buen entintado soporta grandes reducciones 194-195

189Fig. 174- Cómo escoger los estilógrafos 196

190Fig. 175- Errores en los tamaños de líneas y puntos 197

191Fig. 176- El entintado de los cortes 198

192Fig. 177- La precisión en el entintado de los cortes 198

193Fig. 178- El entintado de los sombreados 199

194Fig. 179- El entintado de un sombreado en una vasija que tiene tratamiento de superficie o algun tipo de decoración 200-201

195Fig. 180- El sobreentintado y el entintado burdo 202

196Fig. 181- Cómo representar las fracturas de una vasija 203

197Fig. 182- Las tramas 204

198Fig. 183- Las cuchillas para cortar tramas 205

199Fig. 184- Manera de pegar las letras adesivas 205

200Fig. 185- Cómo escoger bien las tramas 206-207

201Fig. 186- Mala escala de las tramas escogidas 208

202Fig. 187- La falta de sombreado sobre tramas 209

203Fig. 188- El sombreado sobre las tramas 210

204Fig. 189- La importancia del trazo de la escala y de su emplazamiento 211

205Fig. 190- Dos escalas o más en una misma lámina 212

206Fig. 191-Ampliación de los detalles 213

207Fig. 192a- Errores en la colocación de las escalas 213

208Fig. 1926- Error en el tamaño de la escala 214

209Fig. 192c- Error en el tamaño de la escala 215

210Fig. 193- La mala reducción de cuadros comparativos 216-217

211Fig. 194- Saber escoger el tipo de letra y su tamaño 218

212Fig. 195a- El estilo y tamaño de letras en los dibujos 219

213Fig. 1956- El estilo y tamaño de letras en los dibujos 220

214Fig. 195c- El estilo y tamaño de letras en los dibujos 221

215Fig. 195d- El estilo y tamaño de letras en los dibujos 222

© Centro de estudios mexicanos y centroamericanos, 1999

Conditions d’utilisation : http://www.openedition.org/6540